Seleccionar página

Para fortalecer tu sistema inmunológico

La miel de abeja tiene enormes propiedades antibióticas y antivirales, y es una excelente complemento para acelerar la recuperación de las enfermedades que se producen por un sistema inmunitario débil.

Con sus nutrientes aumentan la respuesta de los mecanismos de defensa del cuerpo, facilitando el tratamiento de la gripe, el resfriado y los problemas urinarios.

La miel tiene acción bactericida y antiinflamatoria en uso externo, con excelentes resultados en tratamientos de lesiones gástricas, necesarias para la prevención de enfermedades producidas por el Helicobacter pylori y como antifúngico en general.



Ingredientes

  • ½ taza de miel de abejas (167 g)
  • El zumo de un limón
  • 1 cucharada de ralladura de limón (10 g)

Preparación

  • Vierte la miel de abejas en un recipiente resistente al calor y caliéntala al baño María, durante 5 minutos.
  • A medida que se caliente, agrégale el zumo de un limón y su ralladura.
  • Remueve todo con un utensilio de madera y, luego, déjalo reposar a temperatura ambiente.
  • Almacena el producto en un frasco hermético.

Modo de consumo

  • Consume 1 cucharada de remedio en ayunas, sola o diluida en agua tibia.
  • En caso de infecciones, tómalo hasta 3 veces al día
Shares