Seleccionar página

ENFERMEDADES VIRALES DE LA CRÍA

AGENTE CAUSAL

El nombre técnico de la enfermedad es enfermedad virósica de la larva,
también conocida en otros países como cría sacciforme, peste viral de la
cría, moratosis, entre otras.
• Es una enfermedad infectocontagiosa de origen viral que afecta a la cría de
las abejas.
• Causado por el virus
Morator Aetatulas
• El virus tiene preferencia por ciertos tejidos del cuerpo de las larvas, como
los cuticulares, musculares, graso y nerviosos, en cuyas células se
reproduce.
• Se puede cultivar tanto en los tejidos larvales como en los fibroblastos de
gallina.
• Afecta normalmente a las larvas obreras y poco a las adultas.
• Se puede presentar todo el año, pero es más frecuente antes de las
floraciones, y durante la época de lluvia, sobre todo en las colmenas débiles,
o expuestas a estrés.
• La forma en que las larvas se afectan no ha sido claramente determinada.
• Se cree que el virus llega a la larva por el alimento contaminado, ya sea jalea
real o polen con néctar, ya que las obreras nodrizas almacenan el virus en las
glándulas hipofaringeas y salivales a través de huevos contaminados.
• Algunas investigaciones sugieren que las reinan ponen los huevos ya
infectados.
• Las malas prácticas de manejo, así como el pillaje favorecen la enfermedad.

SÍNTOMAS

El virus ingresa a la larva a través del alimento proporcionado por
nodrizas. Las larvas son más susceptibles de adquirir infección hasta los
4 días de edad. Las nodrizas se contaminan al entrar en contacto con el
fluido resultante de la descomposición de la larva muerta.
• El virus pasa del tracto digestivo a la hemolinfa y de aquí a los tejidos de
su preferencia para proliferarse.
• La muerte de la cría ocurre cuando la operculación de la celda se inicia o
algunos días después de ser operculada. Esto sucede cuando se
interrumpe el proceso de muda de la piel, sin que la vieja cutícula se
desprenda de la larva, por lo que hace las veces de saco que se llena de
fluido que es rico en partículas virales.
• La cutícula se pigmenta y endurece especialmente en la zona de la
cabeza. Al secarse la larva forma una escama fácil de desprender

DIAGNÓSTICO

Se observan opérculos hundidos, perforados y con aspecto grasoso en
las celdas afectadas, como en la Loque Americana.
• Es característico observar a las crías muertas dentro de un saco, luego
adquieren el aspecto de un cono invertido, esta porción del cuerpo
corresponde a la cabeza de la larva, que se oscurece y endurece y
apunta hacia arriba.
• Conforme la cría se va secando, toma una tonalidad más oscura, hasta
que queda una costra fácilmente removible de las paredes inferiores de
la celda. Las costras o escamas están libres de virus por lo que no
constituyen fuente de contagio.
• Al revisar el nido de cría se encuentra irregularidad en la postura, se
puede presentar olor avinagrado o ausencia de olor. Se encuentran
larvas con avanzado desarrollo en forma de sacos en el cual se observa
decoloración de color blanco a transparente.
• El diagnóstico también puede hacerse mediante prueba en laboratorio,
el virus no puede verse en microscopios normales, por lo que hay que
hacer pruebas especiales.

MEDIDAS DE PREVENCIÓN Y CONTROL

Evitar el estrés en las colmenas.
• Utilizar razas de abejas menos susceptibles.
• Prevenir introducción de otros agentes causales, al desarrollo de
la enfermedad tal como es el ácaro
Varroa destructor.
• También se ha encontrado que alimentar a la colmena con un
jarabe concentrado de 2 partes de azúcar por 1 de agua (2:1)
ayuda a controlar la enfermedad.
• Lo ideal es cambiar a la reina.
• Destruir los panales contaminados si el caso es grave.
• Se recomienda un programa de nutrición de la colmena.

TRATAMIENTO

No existe medicamento específico para esta enfermedad, pero se
previene con las medidas de control.

 

Shares