Seleccionar página

MANEJO DE COSECHA

Una vez que se llena la última alza con  miel operculada, se procede a la cosecha no importando la fecha  en que ello ocurra. Esto debido a las siguientes razones:

La miel madura no requiere ningún trabajo adicional, si existe miel en la colmena las abejas trabajarán para conservarla lo que implica mayor trabajo para ellas.

El vaciamiento de los cuadros estimula el ritmo y moral de trabajo de la familia.

La cosecha de carácter rotativo requiere equipos de menor costo y capacidad. Este punto es muy importante, si se considera que  dichos equipos son de cortísisma ocupación y no poseen un uso alternativo.

Para desabejar los marcos se recomienda el uso de humo que se hace con pasto seco. No se recomienda el uso de  repelentes químicos y huano animal, ya que estos podrían contaminar la miel.

Se aplica bastante humo al alza superior, de esta forma las abejas comenzarán a bajar  hacia los cuerpos inferiores, después se empiezan a  retirar los marcos  y las abejas que quedan se van barriendo con cepillo o escobilla de cerda, también pueden utilizarse ramas suaves.

Recuerda que la cosecha debe de realizarse de manera metódica.

Los marcos que se van sacando se colocan en alzas vacías y tapadas en ambos extremos para que no entren las abejas.

Las abejas no son agresivas y no se forma pillaje cuando hay bastante nectar en el sector  donde se encuentra el apiario. Pero, cuando  disminuye el néctar, se tornan más agresivas y se forma mucho pillaje. Por lo tanto en éste período se recomienda realizar la cosecha tempranamente.

Terminando la cosecha de los marcos, éstos se vuelven al apiario para que las abejas los limpien, o llevarlos limpios con cera.

Shares